Estilo

Millonario robo en la mansión del diseñador John Galliano

Imagen: Internet

El País

La suerte sigue sin sonreírle a John Galliano. Tras el oprobio internacional —y su caída en desgracia en el mundo de la moda— que le valieron unos insultos antisemitas que pronunció a finales de 2010, el diseñador gibraltareño, que poco a poco ha ido recomponiendo su vida, ha sido víctima ahora de un robo en su casa de París.

Según adelantó Le Parisien, desconocidos entraron alrededor de las 03.25 de la madrugada del viernes al sábado en su residencia en la Rue de la Perle, en el céntrico barrio de Le Marais de la capital francesa, y se llevaron un botín de al menos 50.000 euros. Los ladrones habrían escalado el muro que protege el hotel particular de Galliano, y forzaron una ventana de la planta baja para entrar en la lujosa vivienda. Fue un vecino el que oyó ruido y alertó a la policía, de acuerdo con los reportes.

El diseñador, de 56 años, se hallaba en su dormitorio cuando se produjo el robo, asegura por su parte la revista Closer. Según la publicación, además de tarjetas bancarias y chequeras, los asaltantes se llevaron una fotografía de Marilyn Monroe y una litografía de Picasso que sin embargo fue hallada más tarde por la policía en el aparcamiento de la mansión del diseñador, que por el momento no se ha pronunciado sobre el incidente.

El antiguo enfant terrible de la moda ha mantenido en los últimos años un perfil muy discreto. A comienzos de 2011, el diario británico The Sun hizo pública una grabación del diseñador en diciembre del año previo en un café de su barrio en el que, en un estado visiblemente ebrio, hizo unas declaraciones antisemitas. Poco después de la revelación periodística, en marzo de 2011, Dior, la casa de modas para la que el gibraltareño llevaba 15 años como diseñador estrella, anunció su despido por su “comportamiento particularmente odioso”. El modisto reconoció su adicción al alcohol y se sometió a un proceso de desintoxicación alejado de las cámaras y del mundo de la moda que le dio la espalda. Tras varios intentos, su redención definitiva llegó en 2014 de manos de la Maison Martin Margiela, que le confió la dirección creativa de la peculiar casa de modas. Aun así, Galliano ha mantenido desde entonces una vida muy discreta, interrumpida ahora con el robo en su casa.

El asalto, pese a que según los primeros reportes no se realizó de forma violenta, ha hecho recordar el que sufrió en octubre del año pasado también en París otra celebridad internacional, la estadounidense Kim Kardashian. La estrella de la televisión estadounidense visitaba la capital francesa durante la Semana de la Moda cuando un grupo de ladrones entró por la fuerza en la vivienda de lujo en la que se alojaba y la ataron y amordazaron antes de llevarse unos nueve millones de euros en joyas que todavía no han sido totalmente recuperadas, pese a que el pasado enero la policía detuvo a 17 miembros de la banda responsable del espectacular robo.

Millonario robo en la mansión del diseñador John Galliano
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a inicio